Loreto

Ampliación de una escuela con dos nuevos volúmenes independientes

Ubicación - Zug CH
Cliente - Municipio de Zug
Fecha - 2020
Superficie - 3'900 m²

Concurso abierto - 4° premio
El complejo escolastico, que toma su nombre de la cercana capilla de Loreto, se construyó en 1969 y no ha sido ampliado desde entonces (a excepción de dos pabellones). Los cinco volúmenes del complejo se distribuyen alrededor de un patio central y están unidos estructuralmente con un gran zona de entrada perimetral cubierta.
En contraste con el lenguaje brutalista de los volúmenes y su lenguaje de fachada, las cubiertas planas y los espacios exteriores aterrazados se suavizan con una exuberante vegetación de arbustos y árboles.
El posicionamiento urbano de los dos nuevos volúmenes respeta la organización de los edificios existentes y completa el complejo escolar de forma sensible y eficiente. La red de caminos y espacios exteriores del complejo escolar se han completado y reforzado con algunas intervenciones específicas.
La nueva ala de la escuela se sitúa en la pendiente que une el nivel de la zona exterior de deportes y el patio central. El edificio se desarrolla en tres niveles apoyados en la ladera, que desciende hacia los campos de deporte. Este volumen se crea en continuidad con los edificios escolares circundantes y se presenta como telón de fondo de los campos de deporte. La tercera planta está situada al nivel del patio central de entrada y permite así una conexión directa con los demás edificios. La circulación interna central conecta espacialmente todas las plantas y permite que la luz natural fluya en los espacios de circulación internos. Las aulas grupales son accesibles tanto desde las aulas como desde el pasillo y pueden cerrarse con elementos corredizos acristalados. Esto a su vez permite una conexión visual constante con el exterior.
Tanto la estructura de madera como el revestimiento de la fachada se prevén de elementos prefabricados. Esto permite un proceso de construcción rápido y funcional, garantizando una gran adaptabilidad para posibles cambios futuros.
La planta modular y flexible permite diversos usos y sigue siendo adaptable a las necesidades futuras. Se garantiza el cumplimiento de la normativa Minergie-P-ECO gracias al uso de madera para la estructura portante del edificio, el buen aislamiento de la piel exterior, el uso de materiales sostenibles y la presencia de un sistema fotovoltaico en las cubiertas.
En el segundo volumen se encuentran las aulas para las clases de restauración y servicio. Este nuevo edificio actúa como filtro entre el espacio público de la calle y el espacio abierto semipúblico de la escuela. El nuevo edificio en forma de L organiza todas los usos en dos grupos autónomos, cada uno con una escalera. Cada unidad de enseñanza consta de una cocina, una sala de teoría y una sala de simulación y están organizadas una por planta en el ala sur. En el edificio principal de tres plantas se encuentra el comedor escolar. La planta superior alberga las salas de recreo con acceso directo a la azotea. Todos estos espacios gozan de una triple orientación y una magnifica iluminación natural.
key
login Incorrect
login Blocked